domingo, 14 de diciembre de 2014

4891

En un universo paralelo, (de antimateria tal vez, para darle sabor), no existe el "1984" de George Orwell.
No existe esa fantasía donde hay un estado totalitario omnisciente, no existe el "gran hermano" (el big brother original) , no existe el ojo que todo lo ve, no existe una forma en que el estado totalitario vigile a cada uno de los ciudadanos.
En cambio, en ese universo paralelo existe el verdadero "gran hermano".
En ese lugar (que podría ser este), el ojo que todo lo ve mas bien se dirige hacia el estado que por mas intentos que haga, cada vez se torna menos totalitario y menos poderoso, no por sus propias intenciones, sino bajo el escrutinio continuo del "gran hermano".
Miles de hombres y mujeres con cámaras, micrófonos e internet que se enteran de negocios, casas, homicidios, vicios de los hombres del poder.
Un gran hermano que entra en reuniones de alto nivel y graba conversaciones, toma video de sucesos, se entera de transacciones intangibles. El ojo del ciudadano que todo lo ve, solo requiere de hombres y mujeres de buena voluntad.
El Estado totalitario sabe que se tambalea, y tiene pánico, pues no hay lugar en donde pueda ocultarse del ojo ciudadano que todo lo ve.
En ese universo paralelo (que podría ser este), Orwell vaticinó el futuro al contrario de como es.

No hay comentarios:

Publicar un comentario